BELSTAFF X McLAREN

Diseño y precisión al servicio de la elegancia y la autenticidad

¿Qué hace que una colaboración funcione? Es una pregunta difícil de responder. Ciertamente tiene que haber una visión compartida y se debe dar una combinación de talentos para arrojar luz sobre algo que, de otra manera, sería imposible imaginar. Pero sobre todo, el producto final tiene que destacar. Tiene que ser el resultado de una síntesis exitosa, más que la suma de las partes.

Puede que, para algunos, Belstaff y McLaren no sea la colaboración más obvia, pero lo obvio raramente conduce a lo extraordinario y, al crear esta colección cápsula de ropa inspirada en el mundo del motor, lo extraordinario era precisamente lo que buscábamos.

Para nosotros, resultó algo natural en todo momento: dos marcas británicas emblemáticas, con perfiles globales y una misma creencia: la importancia de la innovación y del diseño y la innovación en el diseño.

Fue crucial mantenernos fieles a nuestros principios y valores como marca, desde los elementos más generales hasta los más ínfimos detalles, incluso hasta en la elección del nombre de la colección. Las placas de identificación individual son una característica común en las dos marcas, desde las chaquetas Trialmaster hasta los coches de carreras listos para el asfalto, y para resaltar esta similitud decidimos inspirarnos en las convenciones de denominación que utiliza McLaren en sus coches. Esto es solo un ejemplo de los muchos detalles cuidados con los que se ha diseñado cada pieza de esta colección.

Diseño e innovación

El resultado es una colección en la que las líneas depuradas y las siluetas sencillas permiten que los detalles innovadores definan a las prendas. Pongamos como ejemplo la chaqueta de cuero para conducir (950.S001/S101). Un modelo confeccionado en piel de cordero flexible para ofrecer confort y diseñado con cuello bajo y paneles elásticos en las axilas para garantizar la libertad de movimiento, además de un acabado acolchado en los hombros pensado para los cinturones de seguridad. Es precisamente este cuidado integral por hasta el más mínimo detalle lo que define cada pieza y otorga coherencia a toda la colección.

Autenticidad e ingeniería

Chaqueta Garrison

La ingeniería y la autenticidad también fueron claves para el proyecto, que propone siluetas tradicionales renovadas mediante conceptos contemporáneos y una confección ingeniosa. Así lo ejemplifica la clásica chaqueta Harrington (850.S003), una de las diversas piezas innovadoras que emplea puntos de ventilación perforados a láser para regular la temperatura.

De igual manera, la parka para mujer (850.S102) y la silueta de cuatro bolsillos de la chaqueta guerrera para hombre (850.S002) se mantienen fieles a su estilo en una gama de colores sencillos y delicados que dan consistencia a la colección. Ambas cuentan con capucha desmontable que puede guardarse fácilmente dentro de uno de los muchos bolsillos. Una vez más, un diseño inteligente, con bolsillos ocultos para tarjetas y, en la parka para mujer, bolsillos ocultos cortados a láser, que fusiona con maestría funcionalidad y saber hacer.

Estilo y rendimiento

Chaqueta Garrison

La chaqueta de conducir ligera (850.S001/S101), que tiene mucho en común con la de cuero, está confeccionada en nailon elástico que ofrece más versatilidad para llevarla sola o combinada con otras. El pantalón a juego de nailon elástico ligero (550.S001) tiene unos bolsillos de fuelle ocultos de manera magistral e ingeniosa entre las elegantes líneas de este modelo entallado; por otro lado, la botonadura oculta con solapa y el cuello abotonado de la camisa de popelina elástica (450.S001) son otra muestra de funcionalidad.

Lo mismo cabe decir del cuello convertible de la chaqueta ajustada (750.S001) que transforma la personalidad de esta prenda utilitaria a la vez que deja al descubierto un bolsillo diagonal con cremallera. Es precisamente la atención que se presta a los detalles lo que consigue armonizar estilo y rendimiento en un mismo diseño.

Chaqueta Garrison

De hecho, la colección entera es un estudio de cómo la necesidad de que una prenda rinda influye en su diseño. Es una colaboración que fusiona elegancia y utilidad, funcionalidad y estilo, en prendas con una estética moderna y práctica que puede llevarse en cualquier momento y lugar. Elegancia atemporal a través de la precisión y el rigor.